Sánchez piensa llevar a Begoña Gómez a todos los mítines que pueda y convertir su declaración del 5 de Julio en un circo.